Detectan zonas más contaminadas del Mar de Cortés

MAR DE CORTEZ1

EL IMPARCIAL

Considerado como uno de los mares más ricos del mundo en recursos marinos por la reproducción de especies endémicas como la vaquita marina y la totoaba, el Mar de Cortés se ve amenazado actualmente por la propia mano del hombre y fenómenos relacionados con el cambio climático.

Para algunos investigadores, el Mar de Cortés goza de buena salud, pero hay zonas a las que se le tiene que poner atención, como es el caso del Sur de Sonora y Sinaloa, que enfrentan una situación distinta por la cantidad de nitrógeno y fósforo que se vierte al agua a través de las aguas residuales de la agricultura, asentamientos urbanos y camaronicultura.

Al menos once peligros fueron señalados por investigadores consultados por EL IMPARCIAL, entre ellos la entrada al mar de residuos urbanos y mineros, sobrepesca, técnicas dañinas de captura, poca capacidad de vigilancia, deforestación y erosión del suelo, daño por embarcaciones y la camaronicultura.

En el Golfo de California se estima un área de 688 mil 558 hectáreas dentro del área de protección y de Patrimonio Mundial, mientras que a su alrededor, en la zona de amortiguamiento, se estima un área de 1 millón 210 mil 477 hectáreas, todo dividido en un clúster de 12 áreas protegidas.

EL CAMBIO CLIMÁTICO

De acuerdo con observaciones y registros que existen de los últimos 50 años, las señales más evidentes de la afectación en el Mar de Cortés por el cambio climático son los incrementos del nivel medio y de la temperatura del agua y el aire de la superficie, que indican que algo está ocurriendo.

Se afirma que de las 43 especies marinas de mamíferos que habitan el Golfo de California y la costa del Pacífico en Baja California, al menos 8 de ellas se encuentran amenazadas, al estar sujetas a los impactos de las actividades humanas.

La Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) en Sonora no dio su opinión en torno al problema que enfrenta el Mar de Cortés, pero tampoco las acciones que se han realizado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *